ARTICULOS,  Riojadigital

Emília Zaballos y La Fundación Zaballos

¿Qué es la Fundación Zaballos?

La Fundación  Zaballos no es solamente una asociación o una organización. Para mí  es mi misión de vida. Hace años que tomé la decisión de que Dios y el Universo habían sido generosos conmigo a lo largo de mi actividad profesional, que empecé con 22 años. En un momento de mi vida decidí que había  devolver parte de todo eso, que a mí se me había dado a la sociedad porque se lo merecía. La misma sociedad que me había dado la oportunidad de brillar y triunfar en mi profesión como abogada, y  me iba dando el reconocimiento que todos esperamos, y por eso, tenía que ser generosa. En el año 1997, me hago cargo de la defensa del asesino de Anabel Segura y observo que la sociedad tiene muchas carencias, que la justicia no funciona ni cubre las necesidades que todos los ciudadanos, cuando tenemos un problema, esperamos de ella y eso me lleva a ser inconformista.

Es en ese momento  cuando decido que lo mejor que puedo hacer es poner en marcha una organización que, sin ánimo de lucro, luche para  de una forma u otra ayudar a las personas que lo necesitan cuando algunos de sus Derechos Fundamentales se ven violados o no defendidos.

 

¿Dónde quieres llegar con la Fundación Zaballos?

No quiero ponerla limites. Lo que quiero es que persista y perdure en el tiempo porque en el fondo, reitero, es una forma de ayudar a todas las personas que sufren o que se encuentran afectados, directa o indirectamente, por una mala regulación; por la mala aplicación de una ley; porque no se tiene en  cuenta la situación en la que se desarrollan determinadas actividades… Todo ello me ha llevado a darme cuenta  que hay que darles voz a las personas que sufren determinados problemas y que esa voz se escuche en todas partes. Así es como se puede conseguir el cambio.

No tolero la protesta sin acción. Es fácil criticar, es fácil hablar de lo que no nos gusta, es muy cómodo decir y no hacer nada sin darnos cuenta que sólo desde la acción podemos cambiar las cosas.

 

¿Qué cosas destacadas importantes se han hecho desde la Fundación Zaballos en estos más de 23 años?

No se trata de cosas grandes, importantes… se trata de cosas necesarias e imprescindibles para que determinados sectores que sufren un problema o un perjuicio encuentren una solución.

Dar voz a un problema y gestionarlo aportando soluciones hace que los perjudicados sientan que son importantes y que a alguien le importa realmente  lo que a ellos les está pasando y que alguien se va a ocupar de darle una solución.

 

¿Qué te aporta la Fundación como misión de vida?

Para mí es una forma de dejar mi legado  a la sociedad cuando no esté aquí. Amo mi profesión y me ha permitido vivir de ella y ayudar a muchísimas personas y  a la vez disfrutando y ejerciendo como una buena jurista y buena letrada.

Cada gestión que realizo desde la Fundación Zaballos ,  donde la compensación no es la económica, lo que recibo es el agradecimiento de las personas que ayudo y los sectores que, tras verse perjudicados, encuentran una solución. Eso me compensa mucho más que todo el oro del mundo.

 

¿Cómo ha subsistido la Fundación a lo largo de estos 23 años?

No ha sido fácil ya que ha dependido única y exclusivamente de mí y de lo que he aportado económica y profesionalmente… y del apoyo de muchas personas que, en este tiempo, han creído en el proyecto y que existía una solución y esa solución pasaba por el compromiso de querer cambiar lo que existía por algo mucho mejor, que aportara tranquilidad a los ciudadanos que se veían afectados por un problema.

El no recibir ayudas, subvenciones, etc… me ha permitido ser libre y convertir mi sueño en realidad, es decir, no debo favores a ningún partido político ni a ninguna organización ni administración, por eso no me caso con nadie y si alguien necesita mi ayuda puedo prestársela sin ningún tipo de prejuicio, compromiso o deuda que tenga que pagar o cumplir, salvo el compromiso que adquiero con la persona o el grupo de afectados que he decidido ayudar.

 

¿Por qué no hay más información sobre toda la labor que ha realizado la Fundación Zaballos a lo largo de estos 23 años con tanto éxito?

El estar detrás de grandes proyectos, impulsarlos, apoyarlos y contribuir a su éxito, ha sido precisamente lo que me ha permitido ser independiente, no deber favores a nadie y que a una Fundación como esta , para la defensa de los Derechos Constitucionales ,no se la vincule a ninguna ideología,  creencia, dogma……

 

¿Cuáles son los proyectos de la Fundación Zaballos a corto-medio plazo?

Hay cosas que, analizando la sociedad actual, nos preocupan mucho y para  eso existen comisiones que se van a centrar en la gestión de cada uno de ellas. Temas tan importantes y necesarios de regular como puede ser la eutanasia o  muerte digna, la prisión permanente revisable , la gestación subrogada, una buena ley de mecenazgo…

El exceso de regulación es malo pero la falta de regulación es peor. Sólo desde el conocimiento directo de un comportamiento que se está produciendo en la sociedad, y que la misma pide que se tenga en cuenta y se regule, nace nuestra ayuda.

 

¿Cuáles son los principales obstáculos que se encuentra la Fundación Zaballos para la consecución con éxito de sus proyectos?

Fundamentalmente la falta de ayudas; también la falta de reconocimiento; la falta de apoyo y de implicación de más personas en proyectos que, una vez resueltos, nos benefician a todos; la falta de compromiso de la gente cuando hay que enfrentarse a una situación que no es Legalmente correcta o no es adecuada. Solo cuando nos afecta a nosotros directamente somos capaces de implicarnos y de luchar para que las cosas cambien. Mientras , estamos acomodados y nos parece que ese problema nunca será el nuestro, hasta que nos pasa.

 

¿Qué sectores son los más comprometidos con los objetivos de la Fundación y han colaborado con ella para su éxito a lo largo del tiempo ?

Mi agradecimiento siempre lo tendrán los artistas: pintores, músicos, escultores… Sectores que les cuesta mucho más sobrevivir -porque es difícil triunfar para esos profesionales- pero son los más generosos, los que más ayudan en una gala benéfica, ellos ponen desinteresadamente su arte, su trabajo y su amor por querer cambiar las cosas que no funcionan. Especialmente, quizás, porque en sus genes está el soñar de forma utópica en una sociedad perfecta, donde todo es bello y armonioso, y de ahí su compromiso con todas las fundaciones, asociaciones y organizaciones que, sin ánimo de lucro, luchan por una sociedad mejor.

Hay una Cena de Gala en el Hotel Intercontinental de Madrid el próximo día 22 de noviembre, ¿a qué se debe el querer dar visibilidad a la Fundación casi 25 años después y habiéndose mantenido en el anonimato?

El Patronato ha valorado la labor realizada durante todo este tiempo: brillante, efectiva, exitosa… si todo esto se ha conseguido sin conocernos, estando en un segundo plano, ¿qué pasaría si ante la solidez que tiene ya la Fundación y habiendo sobrevivido a cambios políticos, económicos, sociales… si de repente las personas saben de su existencia? Darla a conocer implica que más personas podrán poner en conocimiento nuestro los problemas que puedan está sufriendo, las injusticias que puedan estar tolerando, los comportamientos poco éticos que no deben ser permitidos…

Sabiendo que estamos aquí y que existimos podrán acudir a nosotros, podremos darle la ayuda que necesitan, podremos contribuir a que la sociedad sea mejor y que funcione mejor, sobre todo, desde el respeto al ser humano, a los valores, a los principios, a las buenas costumbres. Es una forma de consolidar la Fundación y su lema: “Existimos porque nos necesitas”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *